LA CIENCIA DETRÁS DE LA SOLUCIÓN A LOS POROS

Ya sea que nos gusten o no, es imposible ignorar la presencia de poros faciales. Los poros de la piel son completamente naturales y es algo que todos tenemos, entonces ¿por qué son tan molestos? Para algunas personas, los poros de la piel pueden estar más agrandados y por lo tanto, ser más visibles para el ojo humano. 

Los poros son pequeñas aperturas en la piel donde se encuentran los folículos del vello. Normalmente se encuentran en la cara, aunque realmente tenemos en todo el cuerpo. Las investigaciones demuestran que la apariencia de los poros en la piel de una mujer comienza a los 20 y pueden notarse aún más a los 40 o 50.

Existen diferentes causas que se relacionan con el tamaño de los poros, veamos a continuación algunas de ellas:

Factores hereditarios

Los poros dilatados y visibles están determinados principalmente por una predisposición genética, está introducido en el código que te hace ser quien eres. SI tus padres tienen poros visibles, es muy probable que tú los tengas también.

Producción de sebo

Así es, la piel segrega un aceite natural (sebo) que se produce por las glándulas sebáceas y se libera a la superficie de la piel para dar humectación a la piel y para mantenerla impermeable. ¡Así que, a pesar de lo que piensas, los poros no solo están ahí para arruinar su rostro, sino también para hacer ¡muchas cosas buenas! 

En algunas ocasiones la cantidad de sebo generada puede ser excesiva, y la piel tiende a ser grasa y tener poros más grandes. Cuando el exceso de grasa se acumula en los poros y se mezcla con las células muertas de la piel, puede obstruir los poros. Esto hace que sea difícil para el aceite natural de nuestra piel fluir libremente y hace que el poro se agrande, ¡que es lo que los hace más notorios! 

La edad

La disminución de la elasticidad alrededor de los poros ocurre con la edad ya que nuestra piel va perdiendo su tonicidad y capacidad de regeneración. La cantidad de fibras elásticas que están presentes en las paredes del poro disminuyen a medida que envejecemos, esto debido a factores hormonales (siguiente causa). 

Factores hormonales

En la adolescencia el cuerpo comienza a producir estrógenos y andrógenos (testosterona) en mayor cantidad. Los estrógenos funcionan perfectamente para la piel, creando una superficie lisa y suave. Ayudan a producir colágeno y elastina, proteínas que hacen que la piel tenga resiliencia y elasticidad. La testosterona, por el contrario, puede aumentar los niveles de testosterona provocando poros abiertos y piel grasa, debido a la producción potenciada de sebo. Y durante el ciclo menstrual – el cual suele suceder en la pubertad – los niveles de hormonas son irregulares, lo cual significa que nuestro cuerpo tiene un alto nivel de estrógenos algunos días y otros, domina la testosterona. Como resultado de esta alteración, las paredes de los folículos se hinchan y capturan el exceso de grasa. Y ¡boom!, vienen años de inevitables brotes. 

Durante la menopausia los niveles de producción de estrógenos y progesterona disminuyen dramáticamente A medida que los niveles de estrógeno disminuyen, no hay nada que impida que la testosterona esté presente. Por lo que, ésta se convierte en dominante, provocando la obstrucción de poros con grasa. Dado a que los estrógenos son un elemento crucial de muchos procesos de embellecimiento de la piel, su pérdida da lugar a cambios visibles. La piel pierde elasticidad, volumen y firmeza debido a la baja producción de colágeno. También pierde brillo ya que la producción de nuevas células de la piel y la regeneración natural ocurren a un ritmo más lento. Además, la piel se reseca mucho, pues suele perder la capacidad de retener la hidratación. 

También el ingerir anticonceptivos puede cambiar la regulación hormonal y puede aumentar la producción de sebo. 

Exposición al sol

Otros factores como el exceso de exposición a los rayos UV también pueden contribuir a hacer los poros más visibles. En combinación con los radicales libres, los rayos UV debilitan el colágeno y la elastina, las dos estructuras que dan soporte a la piel. Esto provoca que la piel pierda su firmeza, lo que a su vez hace que los poros parezcan más grandes. ¡Usa diariamente crema de protección solar y no olvides tu sombrero!

Pero, ¿qué podemos hacer para combatir los poros visibles de la cara? Aquí te decimos cómo puedes deshacerse con seguridad de los poros visibles:

1. Si tienes entre 20 y 25 años

Elige a una limpieza profunda y use productos como cremas, mascarillas faciales y tónicos, de preferencia con ingredientes naturales, para controlar su producción de sebo. Esto ayudará a eliminar las células muertas de la piel y a estrechar los poros sin tener danos secundarios. Prueba algunos de estos productos: mascarilla de limpieza de tapioca con aceite de árbol de té, extracto de caléndula y fresa y almidón de tapioca (http://www.pridelivenature.com/inicio/3-mascarilla-facial.html). Esto regenerará tu piel, eliminará todas las bacterias y dejará tu piel limpia y con un aspecto mate. 

 

Tónico detoxificante con té verde y algas marinas que te ayudan a eliminar las impurezas y a protegerte de la contaminación (http://www.pridelivenature.com/inicio/4-tonifico-facial.html).

2. Si tienes más de 25 años

Una vez que tenga más de 25 años, comenzarán a aparecer poros grandes debido a la deshidratación y la pérdida gradual de la elasticidad de la piel. Mantener tu piel humectada y nutrida es esencial. Use una crema limpiadora que no solo te ayude a eliminar el sebo y las bacterias, sino que te ayude a este propósito. Limpia la cara y da un ligero masaje suavemente con los dedos. Comience desde el centro de su frente y muévase hacia la periferia. Poco a poco, dirígete a la parte posterior de tu nariz, asegurándote de completar un círculo. Puedes usar una crema ligera o leche humectante con ingredientes naturales que ayuden a mejorar la elasticidad además de limpiar y tonificar tu piel (http://www.pridelivenature.com/inicio/19-exfoliante-natural-hands.htmll). ¡El secreto es la rutina correcta de la piel! Así es como su piel cambia a medida que pasan los años. 

   

Autor: PRIDE Live Nature.

Etiquetas: poros faciales

Comentarios

Deje su comentario

* Campo Obligatorio